martes, 12 de abril de 2016

Cierre

Muy queridos todos:
Voy a cerrar este blog, porque su función primordial ya está resuelta. Evidentemente, sería deseable que el nombre de San José fuera además añadido en las plegarias llamadas "quintas", pero servidor no se siente llamado, por ahora, a esa lucha.
Que San José os premie vuestra devoción. Rezad a él por mí, pobre pecador.
Que su Esposa Inmaculada os bendiga.

lunes, 16 de enero de 2012

¿Sabías que el Beato Papa Juan XXIII estableció que el nombre de San José se insertara en el communicantes del canon de la Misa tras el de la Virgen Santísima?
¿Sabías que así se hizo en el Misal promulgado en 1962, con estas palabras: "Communicantes, et memoriam venerantes, in primis gloriosae semper virginis Mariae genitricis Dei et Domini nostri Jesu Christi: sed et beati Joseph, ejusdem virginis sponsi et beatorum Apostolorum ac martyrum tuorum"? Aquí el Santo Padre quiso también que se añadieran las palabras que lo denominan "Esposo de la misma Virgen".
¿Sabías que en el único misal vigente entonces, sólo existía un canon (también llamado "canon romano")?
¿Sabías que en la reforma litúrgica posterior se añadieron más cánones -también llamados plegarias eucarísticas-, pero el nombre de San José no consta en ellos, sino sólo en el primero (cuasi-copia del canon romano)?


Esta página nace para alzar la súplica al Santo Padre -por medio de la Congregación para el Culto Divino y Disciplina de los Sacramentos- para que el nombre de San José sea insertado en todas las plegarias del Misal Romano según el Rito Ordinario de la Santa Misa, y así se haga justicia no sólo a la voluntad del Beato Juan XXIII, sino sobre todo al Santo Patriarca, Esposo de la Virgen, padre del Niño Dios, Patrono de la Iglesia, Patrono del Concilio Vaticano II, Patrono de los Seminarios, Patrono de los padres de familia, trabajadores, carpinteros, artesanos y, por decirlo junto, de todo lo que atañe al católico, pues en todo se muestra tan poderoso intercesor.


Y mientras sigue en construcción esta página, les animo a enviar sus firmas a la dirección sanjoseenelmisal@gmail.com, haciendo constar su nombre y apellidos, nacionalidad, y tipo (DNI, NIE, pasaporte...) y número de documento identificativo. Igualmente, convendría que si desempeñan algún servicio especial en la Iglesia lo hagan constar (Obispo de tal diócesis, prelado, sacerdote, catequista...).
Todos los datos recibidos serán tratados con total confidencialidad, y solamente se harán públicos a dicha Congregación de la Santa Sede para el fin intentado. No obstante, con regularidad haré constar el número de firmas recogidas.
Si entre los firmantes hubiera algún Sr. Obispo que quisiera hacer público su testimonio, así lo haríamos, omitiendo por tanto la privacidad de su nombre y cargo.
Les ruego que en los comentarios que tengan a bien escribir, no incluyan sus datos personales. En caso contrario, declino cualquier responsabilidad en la protección de los datos que ustedes hayan hecho públicos.
Los comentarios estarán moderados. Toda expresión o comentario contrarios al sentir católico, u ofensiva hacia la Iglesia Católica o a sus pastores o a la Santa Misa -sea en el rito y modo que sea- será fulminantemente eliminado.


Quiera San José bendecir esta empresa que hoy comenzamos, en la esperanza de que todo redundará para mayor gloria de Jesucristo y su Santa Iglesia. Amén.